Expertos se reúnen en seminario sobre impuesto al tabaco y su incidencia en Chile
En la ocasión, la Escuela de Negocios de la Universidad AdoIfo Ibáñez (UAI) presentó un estudio financiado por la agencia canadiense Framework Convention Alliance (FCTC), entidad que respalda las políticas de la Organización Mundial de la Salud (OMS) en la lucha contra el tabaquismo. En la instancia participó, entre otros, la ministra de Salud, Dra. Helia Molina.

“Impuesto al tabaco y salud pública. Desafíos y Oportunidades en Chile", fue el seminario realizado en la Universidad Adolfo Ibáñez Campus Errázuriz el pasado 27 de mayo, donde distintos expertos se dieron cita para exponer y debatir acerca del impuesto al tabaco y su incidencia en nuestro país. Y el tema es de relevancia, ya que un estudio reciente del Instituto de Efectividad Clínica y Sanitaria de Argentina, consideró los costos asociados al tabaco en once países de Latinoamérica, donde nuestro país posee el mayor porcentaje de decesos atribuidos al tabaco, con el 18,5% de las muertes totales, en comparación con el 13% que corresponde a toda América Latina. Esta cifra de fallecidos en Chile, a nivel anual, bordearía los 16.532.

Asimismo, según datos expuestos por el Ministerio de Salud, los costos asociados al tratamiento de enfermedades que están vinculadas con el consumo del tabaco constituyen un 0,8% del Producto Interno Bruto (PIB). Además, a partir de este mes, en el Congreso se discutirá la actual Ley del Tabaco y cómo ésta se puede endurecer a través de nuevas medidas.

En el seminario, la ministra de Salud, Dra. Helia Molina, y el presidente de la Comisión de Salud del Senado, Guido Girardi, dieron su respaldo al aumento del gravamen a los productos derivados del tabaco. “Una de las evidencias más importantes en los países que han logrado romper la curva ascendente de la prevalencia al tabaquismo, ha sido el aumento del precio de forma sustantiva, de manera que se ha frenado el comienzo del tabaquismo en las personas más jóvenes”, afirmó la secretaria de Estado.

En la instancia, además, el profesor de la Escuela de Negocios de la UAI, Guillermo Paraje, presentó un estudio financiado por la agencia canadiense, Framework Convention Alliance (FCTC),  en el que el eje central es cómo afecta el precio del tabaco a la decisión de comenzar a fumar, dadas las características individuales.

Según expuso el académico, la problemática del impuesto al tabaco debe tratarse “como un asunto de salud pública y no como un instrumento de recaudación”. Debido a esto consideró que es “importante contar con la ayuda de actores del ámbito público y privado”. Y sostuvo que para el caso de nuestro país, un alza en el precio del 10%, reduciría alrededor de un 5% el riesgo de iniciar el hábito de fumar, tanto a nivel general como en la población escolar.

También participaron en la charla, el cardiólogo y especialista en Cesación y Tratamiento del Tabaquismo, Eduardo Bianco; la asesora regional para Control de Tabaco de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), Rosa Sandoval; Claudio Agostini, profesor de Economía de la Escuela de Gobierno de la Universidad Adolfo Ibáñez; la trabajadora social y miembro del Comité Ejecutivo de Fundación EPES, Sonia Covarrubias; y la economista en Salud, Marianela Castillo.